Criticar, la necesidad de criticar…

Es muy común encontrarnos con personas que lo critican todo. O incluso nosotros mismos en ocasiones tenemos esa costumbre  de criticar, y no hablo de la crítica constructiva, hablo de esa crítica que hace que pensamos que todo tiene que ser perfecto o peor aún de que todo tiene que ser o salir a nuestra manera. Hay gente que le parece molesto la alegría o el éxito de los demás y muchas veces no entendemos porqué?

Lo cierto es que en este mundo unos son criticados más que otros, pero nadie se libra de esta acción. Criticamos porque buscamos la perfección, porque vemos defectos en las cosas o en las acciones de los demás. Porque deseamos corregir. Las personas que critican siempre, buscan cualquier situación para hacerlo, sin embargo existe “La Crítica constructiva y la Crítica destructiva o negativa”.

Hace un tiempo leí un artículo en donde indica que un estudio de la Universidad de Wake Forest, en Estados Unidos descubrió mediante un ejercicio, que las críticas  están relacionadas con rasgos de la propia personalidad de quien la emite. Por lo tanto al criticar ya sea positiva o negativamente lo que se muestra son características de nuestra propia personalidad. Lo cuidadoso del caso es que la crítica se puede convertir en un hábito, y es aquí donde debemos de tener cuidado.

¿Cómo identificar una persona que critica destructivamente?

  • Les parece molesto la alegría de los demás.
  • Se molestan cuando no coinciden con formas de pensar.
  • Nada es perfecto para ellos. Solo lo de ellos mismos.
  • Siempre buscan defectos en las cosas o las personas.
  • No comparten el éxito o felicidad de otra persona.
  • Desean meter cizaña entre las personas que le rodean.
  • Desean que otros critiquen igual que ellos.
  • Tienen muchas carencias personales.

Entre otras muchas características lo que si debemos esforzarnos es en conocer el tipo de crítica que hacemos, porque  existe una línea muy delgada entre criticar constructivamente que criticar de forma negativa a los demás. Tambien muchas personas suelen criticarse ellos mismos con el fin de mejorar. Si nadie está exento de las críticas y de criticar, por lo menos debemos de saber cómo hacerlo.

¿Cómo criticar de forma constructiva?

  • Busquemos la forma de comunicar sin herir.
  • Encontremos la manera adecuada de decir las cosas.
  • Podemos dar una explicación para encontrar una solución al problema (crítica).
  • Ofrezcamos un consejo o recomendación.
  • Centrémonos en el tema, no en la persona.
  • Busquemos ayudar y no crear conflicto.
  • Analicemos bien la situación para recomendar u ofrecer ayuda.

¿Como enfrentar una crítica destructiva hacia terceros o hacia nosotros mismos?

  • Primero que todo cultivemos la humildad.
  • No caigamos en un mismo nivel. (chisme)
  • Aceptemos la crítica de manera positiva.
  • No tomemos las cosas tan a pecho.
  • Recordemos que las críticas pueden ser carencias internas de la persona que las da.
  • Ofrezcamos paz y serenidad a la otra persona.
  • Convirtamos la crítica negativa en constructiva.

 

Criticar es una característica normal del ser humano, el punto está en que con la crítica podemos, construir o destruir. Busquemos la paz y la calma entre todos. Cuando el ser humano se alegra por los éxitos y bienestar de los demás, su vida misma se llena de paz, gozo y plenitud.

No estemos siempre pendientes de lo que piensen los demás de nosotros, de su aprobación, estar feliz con uno mismo, se siente agradable, y cuando uno tiene paz, también la brinda a todos los que están a su alrededor.

Tratemos siempre de construir y no destruir.

 

Bendiciones!!!